miércoles, diciembre 11, 2019

Omar Mollo

Coque Malla

Coque Malla: Intérprete total

Como en su último álbum, todo en el cantante suena ahora grande, ambicioso, sin recursos que escatimar, como en el concierto de anoche de Valencia


Lucas & Nacho

María Guivernau

ESAS (Lágrimas)

Esas gotas saladas
atrapadas entre los párpados,
rebosando los lagrimales,
empañando las pupilas,
humedeciendo las pestañas
sin terminar de deslizarse
mejilla abajo.
Esas gotas saladas
empeñadas en brotar hacia dentro,
hacerse mar
y oxidar las entrañas.
Esas gotas.
Saladas.
Esas lágrimas.


Santi Balmes

Joel Reyes


Marie Fredriksson

Muere la cantante de Roxette, Marie Fredriksson, a los 61 años.

Fueron más de 75 millones de discos vendidos. Una cantidad tan ingente de éxitos que se pudieron permitir el lujo de editar un recopilatorio solo con sus baladas más conocidas. Y más aún, una versión de ese disco con las baladas cantadas en castellano que despachó más de un millón de unidades. Una imagen gigante suya, entre la de otros iconos suecos, da aún la bienvenida al viajero al aeropuerto de Arlanda (Estocolmo). En el sitio web de Halmstad, ciudad cercana a Malmö, la primera frase del texto que presenta la localidad informa de que este es el lugar que vio nacer al dúo pop Roxette, cuando a mediados de los años ochenta un productor convenció para que se juntaran a un tipo llamado Per Gessle que andaba algo desubicado tras la disolución de su exitosa banda (Gyllene Tyder, también nombrada en la web de Halmstad, lo que indica lo grandes que fueron o lo pequeña que es la población) y a una cantante que respondía al nombre de Marie Fredriksson, que acababa de lanzar su disco de debut y había recibido el silencio del público y la industria como respuesta. A sus 61 años, tras más de media vida como integrante del segundo grupo sueco de pop más exitoso de la historia, ocho notables discos en solitario y 17 largos años luchando contra un cáncer diagnosticado tras un desmayo en el baño que le causó un traumatismo craneal, ha fallecido Fredriksson, la tozuda del pelo corto. Nota aquí.


Rozalén

Elvira Sastre

La vida en una única escena

Pienso en ellos, en los que entran y en los que salen, en los que les escuchan y en los que ya no hablan, y me entran unas ganas infinitas de abrazar a mis abuelos


La primera vez que lo vi fue dando un rodeo al parque con los perros. Acababa de mudarme al barrio y llegué de casualidad a la parte de atrás del edificio. Eran las siete o las ocho de una tarde de invierno, por lo que la oscuridad era casi absoluta. Entonces vi una luz que salía de un ventanal casi a mi altura y me asomé. Muy a lo lejos observé un grupo pequeño de personas, pero tuve que agudizar la mirada para darme cuenta de lo que hacían.

Los perros, tranquilos, me esperaban. Entonces lo vi: eran ancianos, algunos más sombra que cuerpo, repartidos en varias mesas redondas, cenando lo que imaginé que sería un plato de algo, quizá una sopa caliente. Parecían los últimos. La luz la aportaban dos mujeres vestidas de blanco que les asistían. La escena, vista desde mi posición, lejana pero curiosa, bien podría interpretarse como una ventana al futuro. Nunca había visto una residencia casi desde dentro y confieso que la imagen era algo desoladora. Volví cabizbaja a casa pensando en cómo debe ser sentir que es el final. Nota aquí.


Manolo García

Concierto Benéfico


Tute


martes, diciembre 10, 2019

Fran Mariscal

Luis Quintana


Ismael Serrano

Paris Joel

Ciencias Exactas. -

Dime por qué no da llegado el parto
de lo que me atenaza con lágrimas de hielo,
dime por qué el respirar cuesta tanto
y todo parece un domingo eterno.
Por qué noto el descenso del pájaro muerto,
el entierro de todas las mariposas,
el beso robado por la famélica gaviota,
el canasto del perro vacío,
el polvo en los juegos de los niños, 
la guitarra sin cuerdas,
la armónica oxidada,
el yogur caducado en la nevera,
el listín telefónico lleno de ausentes,
y la almohada, blanda, blanda, blanda.


Completo aquí.


Silvia Pérez Cruz

Tute


lunes, diciembre 09, 2019

Marwan

La dulce madurez de Marwan, el maestro de la primera persona

El madrileño revienta La Riviera en la despedida de ‘Mis paisajes interiores’, semanas antes de viajar a Sheffield para grabar su quinto álbum.


Nadie ha regalado ni una migaja a Marwan Abu-Tahoun, un muchacho que este año alcanzó las temidas y emblemáticas 40 primaveras, lleva una década larga publicando discos y poemarios e impartió muchas clases como profesor de Educación Física antes de poder pagar las facturas con los frutos de su inspiración. Pero el muchacho de Aluche con sangre palestina anda enrachado e imparable, tanto como para permitirse gestos inauditos desde la ortodoxia cantautoril. “Por primera vez en mi vida, voy a soltar la guitarra y pasearme por el escenario como una estrella del pop”, anunció a las segundas de cambio este jueves en La Riviera, sonriendo como el niño a punto de perpetrar la travesura frente al estante de las chocolatinas. Cohibido al principio, con su desparpajo característico ya enseguida: por ahora no es que se mueva como Chris Martin, pero todo se andará (y bailará).
Tenía motivos Marwan para permitirse licencias y hasta algún saltito. La sala no es que estuviera llena, sino que se asemejaba a un gigantesco vagón mañanero de metro. Docenas, quizá centenares de parejas le atendían sin deshacer el abrazo durante toda la noche. Se infiltraban entre el público algún madurito encorbatado, niños de Primaria que aprovechaban con los padres la víspera del puente, pandillas de chavalitas preguntándose si los milenarios enigmas del desamor no estarán para siempre resueltos entre verso y verso de nuestro hombre. Concluía el trovador barbado la gira de su cuarto álbum, Mis paisajes interiores, que en estos dos años y algo le han permitido pisar más de 200 escenarios, por toda la península y sus múltiples conquistas al otro lado del charco. Así las cosas, ¿cómo no sentir que tenemos engatusadïsimos a los hados del destino?.Nota aquí.


Andrés Calamaro

Joaquín Carbonell

Joaquín nos cuenta en Facebook.

HACE SIETE DÍAS GOZAMOS DE UN ESCENARIO DE LUJO
Ya ha transcurrido una semana cuando muy nerviosos y emocionados aparecíamos en el escenario del Teatro Principal de Zaragoza para celebrar esos 50 años de presencia en la música.
Todo salió mejor de lo previsto, gracias a la colaboración de estos seis músicos extraordinarios. Seguimos trabajando en la edición del disco-libro que estará con seguridad para el 26 de enero (o antes) fecha en que nos presentaremos en el festival de Barnasants.
Os dejamos con A TU MADRE NO LE GUSTA y el duelo guitarra-armónica. Feliz lunes festivo, de la aprobación de la Constitución de la II República en 1931.


Iván Ferreiro

Daniel e Ismael


Rafa Mora

RECUERDO
Acompaña la lluvia la nostalgia de un verbo.
La noche late frágil.
Prudente e indecisa.
No hay luz en mis ventanas.
Tampoco ya en las calles.
Brota un recuerdo claro en la casa pequeña.
Y se templa la estancia
con la luz de unos ojos.
Y entonces se conjuga el verbo en otro tiempo.
Y se afila el amor,
desgastado y vencido.
Acompaña la lluvia la nostalgia de un cuerpo.
Y sostengo ese instante,
mientras va amaneciendo.


Indio Solari

Andrés Calamaro

Andrés Calamaro y sus verdades afiladas
Con una banda sólida e inspirada, el cantante volvió a mostrar su estatus de clásico de la canción rockera y plantó bandera con sus opiniones.
"Cuando ladra la moral en modal inquisición / me corresponde cantar a la libertad, a la libertad": los versos que Andrés Calamaro escribió en "My mafia", una de las canciones del reciente Cargar la suerte, son para el ex Abuelos de la Nada una declaración de principios. En esa oda a la amistad con antiguos ladrones, el cantante planta bandera sobre cómo se relaciona con algunas personas sin pruritos ni preocupación por el "qué dirán". Eso mismo que en una canción son líneas inspiradas le ha traído en los últimos tiempos varias controversias y no pocos enojos (y "cancelaciones") cuando opinó públicamente sobre Lucas Carrasco o el cupo femenino en festivales, entre otros temas.

Ayer, en la mitad de su show sold out en el Movistar Arena, Calamaro se tomó un tiempo -y tres mates en medio- para hablar como si estuviera con el Twitter abierto. "Creo que uno puede sentarse a la misma mesa con gente de distintos partidos políticos o distintas religiones... y los ateos también", soltó, en medio de un discurso que fue desde su amor por las corridas de toros (otra controversia y van...) hasta una hilarante anécdota de un recital compartido con Manolo Tena en una cárcel española, en el que el fallecido cantautor agradeció a los presos por haber ido a verlo. Nota aquí.



El Roto


domingo, diciembre 08, 2019

Joel Reyes

Camarón de la Isla

La leyenda de Camarón como reclamo

Un festival de música fusión con el nombre del cantaor reúne a una heterogénea selección de artistas andaluces


La fecha elegida no fue casual, el 5 de diciembre es la del nacimiento del cantaor y, en este año, habría cumplido los 69, momento elegido para poner en marcha un festival casi temático con el nombre del artista y la intención de convertirse en cita perdurable: FusiónxCamarón. El valor de la marca Camarón parece no perder vigencia —es incontable la legión de camaroneros— y resultan ilimitados en el tiempo y en sus formas los intentos de rentabilizar su tirón: el lanzamiento de grabaciones inéditas, la celebración sucesiva de diversos aniversarios —el 25º de su fallecimiento dio lugar a un congreso—, filmes y series que están en Netflix, y ahora este festival que ha contado con la aprobación y participación de su propia familia, que inauguró el evento con una fiesta en la que —en una suerte de reedición de una vieja amistad— se encontraron con Ana Rancapino, hija del cantaor de Chiclana con el que José compartió correrías de infancia y juventud. Nota aquí.


Rosalía

Poderosa, carnal, moderna

Es la nueva alma de un país que se niega a ser rancio, antiguo y apergaminado. Rosalía, con altura en un concierto que no se olvidará


Dijo Barcelona y el Sant Jordi bramó, 15.000 gargantas lo hicieron al unísono poniendo fin a la espera que en algunos casos superaba las siete horas. Pero ya nada importaba, allí estaba y Pienso en tu mirá abría el concierto de Rosalía. Increíble, una multitud coreando unas bulerías por soleá, y ella, emocionada, lloraba tapándose la cara con esas manos alargadas por uñas sin fin. De rojo, ceñida en un body que dejaba a la vista sus piernas, engastadas en medias, entre las cuales pendía el largo cinturón negro que abrazaba sus caderas. El rojo, el color de la confianza para una mujer de tronío que con su sola presencia, ya en esos primeros momentos de espectáculo, llenaba el escenario. A palé resonaba en segundo lugar y los bajos retumbantes recordaban que sí, que Rosalía es un hoy que tiene sabor a tradición, estirpe y verdad. Nota aquí.

Jimena e Ismael

César, Fran & Luis


Luis García Montero


Querido don Antonio


Querido don Antonio, querido don Manuel:

En la sede central del Instituto Cervantes se ha abierto una exposición sobre sus vidas y sus ilusiones literarias gracias al archivo familiar que custodia la Fundación Unicaja. Se ha abierto también con este motivo un buzón permanente para que sus lectores puedan escribirles a ustedes algunos de esos recuerdos inolvidables que nacen con un libro entre las manos y las consideraciones que cada cual considere oportunas. Ya saben la significación histórica que alcanzaron sus personalidades a raíz del desgraciado golpe militar de 1936 y de los años posteriores de guerra y dictadura. Son ustedes algo más que dos buenos poetas.

Resulta difícil que los documentos despierten emociones en una exposición. En este caso brotan una y otra vez en la memoria de una familia marcada por la Institución Libre de Enseñanza, en los detalles editoriales de sus primeros libros, sus colaboraciones teatrales y las distancias abiertas por la maldita guerra civil. Es emocionante que el respeto mutuo y el amor fraternal que se demostraron en la vida, incluso cuando el levantamiento militar los situó en bandos distintos, quede reflejado también en los papeles familiares más íntimos. Vivimos tiempos en los que se agradece cualquier condición que nos salve del odio, las mentiras y las crispaciones. Nota aquí.




Claudio & Juanlu


Capitán Cobarde

Libertad Lamarque

Al rescate de Libertad Lamarque
A pesar de su extensa obra, la cantante y actriz es una rara avis en las ediciones discográficas. Aquí, Litto cuenta en primera persona cómo le dio forma al "boxset" que redescubre esa obra.
En alguno de los tantos libros que uno tiene sobre la vida y obra de Carlos Gardel, me sorprendió una carta que le envió desde New York a un amigo de Buenos Aires. Allí cuenta que terminaron de presentarse en el cine Metro de la calle Cerrito (hoy desaparecido), adonde asistieron poco más de 60 personas. Y fue esa una de las razones que lo decidieron a tomarse el barco para Estados Unidos junto a Alfredo Le Pera: concretamente, la falta de trabajo y aceptación por aquí, su propia tierra. Nota aquí.



Malagón


sábado, diciembre 07, 2019

Madrid, la noche sin hogar


Marwan

Marwan nos cuenta por Facebook.

Lo que sucedió el jueves en La Riviera es difícil de explicar. Ayer estaba tan molido que no podía ni escribir, pero creo que nunca he estado tan feliz tras un concierto. La energía preciosa que hubo ahí, la banda deliciosa, los invitados de lujo que me acompañaron y la posibilidad de volver a ser niños esa noche, cantando, saltando, y sintiendo sin complejos. Fue el mejor regalo del año. Incluso a pesar de que al inicio en que se apagó la mesa de sonido y no funcionaba nos disteis todo. Es imposible estar más feliz. Seguiré dedicando post al concierto estos días, porque me queda mucho por agradecer. Gracias a mi banda querida por acompañarme en mis noches más importantes: Miquel Ferrer, Txarlie Solano, Juan Guevara, Marino Saiz, Dani Serrano y Kike Fuentes. Y gracias a Rozalén, Ismael Serrano, Funambulista, Luis Ramiro, David Otero, Pedro Guerra y Pez Mago por ser siempre mi familia y mis referentes. Ojalá nos volvamos a ver pronto con el disco nuevo. Gracias de corazón a todos los que vinisteis. Os quiero.





Berto Romero