martes, mayo 22, 2018

Edgar Oceransky


Manu Chao

Ramón Chao, lecciones de música, periodismo y vida

Fue el director de las emisiones en español de Radio France


Ramón Chao tendría que haber sido ministro de Exteriores, de Vilalba o del mundo. Con dos palabras era capaz de convencer a cualquiera de llevar a cabo un sueño. Era un seductor que iba en moto, como John Berger, de París a cualquier parte, y su destino en realidad era el centro del mundo, donde aprendió a hablar y a tocar el piano: Vilalba, Lugo, donde floreció su carácter, la tierra que amamantó a Álvaro Cunqueiro.

Ramón murió el domingo por la tarde en Barcelona, adonde había ido buscando aire para sus pulmones. Estaban con él su mujer, Felisa, y sus hijos Antoine y Manu Chao, ambos miembros de la mítica Mano Negra, de la que Antoine se desgajó para ser un periodista de la radio francesa, como su padre. Ramón Chao tenía 83 años. Le pregunté ayer a Antoine cuáles eran las asignaturas que cumplió su padre, además del periodismo, el galleguismo y la música. Él añadió, entre admiraciones: “¡Y la cuarta vocación, padre de primera!”. Nota aquí.


Micro Abierto Libertad Ocho


El Roto


lunes, mayo 21, 2018

Joaquín Pérez Azaústre

Simeone

Simeone es la fuerza del espíritu. En mitad de la crisis apareció este hombre para decirnos que podíamos ganar. No sólo a los atléticos, sino a cualquier hombre o mujer que tuviera que ponerse la vida por delante para aguantar sus golpes. Se acabaron los neones, que además eran falsos, se acabaron las letras de espuma soñolienta sobre el cielo de Hollywood en la noche de estreno, se acabaron las grandes esperanzas de triunfo a lo largo: ahora se trataba de aguantar y hundir los tacos en el césped, igual que Simeone los clavó una vez sobre el muslo blanquísimo de Julen Guerrero, con punzadas de sangre oscurecida. En los años dorados, Diego Pablo Simeone era una fiera incómoda. Aquel hombre sangriento de la marrullería, aunque gran jugador, era una pesadilla para encarar cualquier sábado noche. Pero este hombre de hoy, que es a la vez entrenador, que aún parece jugador por la energía y casi un hincha más cuando cruza la banda celebrando los goles de su equipo, este hombre que es una creencia, un cielo abierto de tesón y furia, que nos hace nadar con lo imposible, solamente puede caerme bien. Crónica aquí.


Diego Cantero

«Hemos dejado a los jóvenes en un punto bastante jodido y tienen que levantar un país confuso»

La voz de Funambulista nos recibe en la sede del grupo editorial Random House de la calle Luchana en Madrid, donde prepara la edición de su primer libro mientras en su cabeza ya se ordenan los temas del que será su cuarto disco. Es verdad que es un músico que escribe canciones de amor porque sabe que las cosas que se hacen por amor, por norma, funcionan, pero también la sociedad y sus desastres se cuelan en las letras todopoderosas de Diego Cantero. Voz de Funambulista (Molina de Segura, Murcia, 1982)

-La semana pasada entrevistábamos al editor David Matías, que le pregunta: ¿Cómo cree que sus canciones pueden contribuir al bien común y a mejorar la sociedad?
-Me parece muy vanidoso pensar que mis canciones pueden cambiar la sociedad, sí que gracias al feedback del público uno se va enterando de que las canciones le van acompañando en momentos de su vida y al final la unión con el público es eso, es escribir algo en tu casa pensando que solo lo vas a entender tú y de repente darte cuenta de que eres menos raro y más común de lo que esperabas. Nota aquí.

Juanfran Esparza

Manu Clavijo

Tute


domingo, mayo 20, 2018

Javier Ruibal

Fernando Torres

Fernando José Torres Sanz

Cuando alguien da todo lo que tiene por un equipo, lo menos que se puede hacer es devolvérselo multiplicado por nueve


Fernando José Torres Sanz. Así se llama el añorado personaje que todavía no se ha ido pero al que ya se echa de menos como si hubiera pasado un año desde que se fue. Los amores son así. Los grandes amores. Yo soy uno de los muchísimos atléticos que adoran a este tipo. La calidad humana y futbolística de esta persona se ha quedado a vivir en el corazón de los atléticos y ha traspasado fronteras.
Viajo mucho por España y por Latinoamérica, y en todos los conciertos en los que participo como músico de la banda de Joaquín Sabina, ya sea en México, en Argentina, en Perú, o en cualquiera de esos países hermanos, siempre encontramos gente con camisetas del Atleti y con su nombre detrás: F. TORRES.
El 9 del Atleti. El 9 de la selección. El niño que nos puso en órbita marcando un espléndido gol a la imbatible Alemania. Campeones de Europa. Ahí empezó todo, con el gol de Torres. Fernando de mi vida. Nota aquí.

Amaia & Rozalén

Cristina Narea


Tute


sábado, mayo 19, 2018

Ismael Serrano

Ismael Serrano celebró dos décadas de carrera con sus fans en el Luna Park

 El cantautor Ismael Serrano comenzara su carrera hoy sería casi imposible ponerlo en un genero actual de una plataforma digital de música o en la batea de una disquería. Lo suyo está a años luz de nombres como "urbano", "reggaeton" y "trap". De hecho, está más cerca de la figura del cantautor que se comenzó a tallar en la década del sesenta, con la nueva trova cubana y la canción testimonial española de Serrat, Víctor Manuel, Aute y Sabina, que de lossongwriters de la escena indie del siglo XXI.
Casi podría decirse que lo que Serrano es, por una cuestión generacional y por opción personal, un paso intermedio entre aquella camada de cantautores post Revolución Cubana y pos Mayo Francés, que ya son la vieja guardia, y los compositores del nuevo milenio. Quedó en medio de dos aguas. Nota aquí.

Rozalén

Desfile de gozos

La albaceteña, locuaz y empática, se gradúa en un WiZink que le brindó toda la complicidad

¿8.000 almas agotando el papel en el WiZink Center para ver a una cantautora concienciada de un pueblito albaceteño? Hay fenómenos que asemejan milagros, y buena cosa es que todavía, por ventura, sucedan. Se maravillaba María Rozalén no hace mucho en algún camerino de que todos le pidan canción y opinión, de que su palabra cuente y sea atendida. Pero estas adhesiones casi nunca son azarosas ni fugaces, sino fruto de un discurso lúcido, sagaz. Razonado y razonable. Y Rozalén se ha afianzado como una creadora coherente y corajuda, incluso para combatir esos nervios que anoche se le anudaron en la garganta durante los primeros minutos de su gran fiesta de graduación.
“Sabía yo que acabaría llorando como una coplera”, se sinceró con ese desparpajo suyo de la serranía del Segura, antes de enderezar un rumbo que desembocaría en la pura euforia. En una fiesta compartida que tuvo también algo de reivindicación y homenaje, de ocasión para el recuerdo a la que la propia protagonista no quisiera poner nunca fin. Nota aquí.

Claudio H


Tute


viernes, mayo 18, 2018

Karmelo C. Iribarren

MAR
Durante mucho tiempo
me fuiste indiferente,
pasaba junto a ti 
y era como si no existieses,
veía los barcos y las nubes
y hasta veía
los crepúsculos
a veces,

pero no a ti,
para ti estaba ciego
y sordo siempre,
para ti, mar, que hoy lo eres todo,
que haces que me encuentre
cuando no sé
hacia dónde me dirijo,
que no me dejas solo
un solo día,
que atardeces al ritmo de mi alma,
que abres rutas
en mi precaria
imaginación…
Si supieses
la falta que me hiciste,
el daño que me hice
no sabiéndote…


Joaquín Sabina

Marwan


Fernando Lobo

La moza de mozambique


La moza de Mozambique
vi que estaba aquí a mi vera,
prima de la primavera,
dorada, color Cacique.
Destilado de alambique,
como oriunda de Orión,
de mis tripas corazón
hizo al entonar un canto.
Yo, encantado, mientras tanto,
la retrataba en canción.

Completo aquí.


Javier Ruibal

Ismael Serrano


El Roto


jueves, mayo 17, 2018

Manuel Cuesta


Diego Ojeda

Antonio & Manuel Machado

Salen a la luz más de 4.500 documentos de los hermanos Machado

El legado estaba en poder de siete sobrinos nietos que lo han reunido para entregarlo a la Fundación Unicaja.


Han pasado 79 años desde que Antonio Machado murió en el exilio de Collioure (Francia), para huir de la Guerra Civil, que acabó apenas mes y medio después, y 71 años desde que falleció su hermano mayor, Manuel, en Madrid, también poeta y dramaturgo. Ahora podrá saberse más de sus vidas y de su proceso creativo, de lo que les preocupaba a la hora de escribir y de sobrevivir, gracias a la reunión de 4.570 documentos que estaban dispersos entre siete sobrinos nietos de los escritores y que la Fundación Unicaja, presidida por Braulio Medel, ha adquirido en un acuerdo rubricado hoy, miércoles. Nota aquí.


Claudio H


Tute


miércoles, mayo 16, 2018

Ismael Serrano


Javier Ruibal

María Guivernau

ESCUDO HUMANO 

Por cada voz que acalléis 
tras los barrotes de una celda,
por cada obra que censuréis 
y tratéis de esconder,
por cada paso atrás
que obliguéis a dar,
la sociedad que no duerme
en el letargo de vuestro veneno
construirá un escudo
de igualdad, de tolerancia,
de humanidad,
contra el que vuestras mentes
enfermas y retrógradas
terminarán estrellándose
dando, por fin, sentido
a la palabra libertad


Bruno & César


Litto Nebbia


El Roto


martes, mayo 15, 2018

Rodolfo Serrano

Hoy es un maldito día para recuperar este poema

Los hijos de la esclava

Todo el dolor, la sangre, la tristeza,
el juego de los niños en la muerte,
y la vida fugaz como un suspiro,
frágil como los huesos de los viejos.
Esa vida, esa muerte en los fusiles,
la lágrima y el grito en las gargantas.

Y nunca habrá perdón, no hay dios que pueda
aceptar el sacrificio de la carne
del hombre condenado por el hombre.
Jamás habrá perdón mientras exista
la religión de sangre, el terror ciego,
el odio criminal, el fuego abierto.
Y más allá de vosotros, en la playa
donde los niños caen como cometas,
allí donde la paz es sueño muerto,
vuela el azul silencio de los libros
en los que la palabra se deshace.
Para vosotros nunca la esperanza,
el perdón por la inocencia rota.
No habrá perdón. Vuestro dios mismo
oculta el rostro en la ropa ensangrentada
de los hijos de la esclava de Abraham.


Marwan

Joel Reyes


Fran Fernández


Franja de Gaza

Los palestinos emprenden una nueva jornada de protestas tras la matanza en Gaza

Los hospitales de la Franja están colapsados y hay convocada una huelga general en Cisjordania y Jerusalén Este en el 70º aniversario de la Nakba


Los médicos del hospital de Shifa, el más importante de la capital de la Franja de Gaza, llevan más de 24 horas sin dormir. Un día entero sin parar de operar y atender a los cientos de heridos en las protestas de ayer en la frontera de la Franja por el traslado de la Embajada estadounidense a Jerusalén, en las que murieron 60 palestinos abatidos a tiros por el ejército israelí. Otros 2.400 han resultado heridos. Y como el de Shifa, los centros médicos del enclave costero están completamente desbordados. “Estaban llegando 50 heridos cada hora, 25 veces más de nuestra capacidad habitual”, explica el doctor Ayman Sabban, portavoz del hospital central, en una de las salas del centro totalmente colapsado. Nota aquí.


Rozalén


Ismael Serrano

El Roto


lunes, mayo 14, 2018

Joan Manuel Serrat

Serrat en París: Un conmovedor viaje a la semilla

El escritor argentino Jorge Fernández Díaz, autor de 'La herida', relata la vuelta del cantante catalán al Teatro Olympia y su encuentro con Paco Ibáñez.


Los hechos y las señales pueden leerse bajo la superstición del azar. Pero quienes prefieren creer en el sutil trazo del destino, podrán apreciar las cuantiosas sorpresas que deparó la presentación de Joan Manuel Serrat en el Olympia de París. La primera de todas ellas aconteció el viernes en el Instituto Cervantes de Francia, cuando el cantante se encontró cara a cara con sus fans, evocó los viejos tiempos en la Ciudad Luz y al bajar del escenario descubrió a Paco Ibáñez entre el público. Se abrazaron y luego Paco me dijo: “Es una gran alegría encontrarme con Juan en París 40 años después. Entonces teníamos 20 y estábamos llenos de fuerza y de ilusiones”. Serrat lo había mencionado un par de veces, sin sospechar que su viejo amigo lo estaba escuchando. Como para muchos españoles de la posguerra y de aquella nación tan oscura de Francisco Franco, para estos dos poetas populares cruzar la frontera era dejar atrás la represión y alcanzar los colores y la libertad. Durante 1966, Nano y Paco hicieron teatro y conciertos en Francia con una compañía pequeña. El exilio era su hogar: “Nos metíamos en los cafés de exiliados a hablar y a esperar lo que no acababa de suceder”. Abrazados bajo los flashes componen la imagen de dos guerreros de una generación que luchó incansablemente contra la corriente y cuyas utopías representan también las ideas y pulsiones de una época irrepetible. Unos años más tarde, en un hotelito de la Costa Brava, Serrat alumbraría Mediterráneo, punto de inflexión de su fecunda obra y antología privada de esas pulsiones. Nota aquí.


Dani Flaco


Ismael Serrano

El máster de Ismael Serrano


Dice Ismael Serrano que sus seguidores, como los de tantos otros cantautores, tienen la tentación de pensar que sus primeros discos son mejores que todos los que vienen detrás. Y que no es verdad, que somos nosotros que añoramos lo que éramos cuando escuchábamos esas canciones. En el Kursaal nos dimos cita el viernes una legión de parroquianos dispuestos a recordar con él lo que éramos hace 20 años cuando sonaban aquellas primeras canciones que tan buenas nos siguen pareciendo y tantas otras que han venido llegando después y algunas han arraigado en el alma, la verdad. Y quedó claro que los familiares y amigos hemos envejecido, que vale, pero también se han incorporado a la aventura otros más jóvenes y con más sueños, y entre todos no quedaba un asiento libre en el cubo grande, la casa donostiarra de Ismael desde hace muchos años. Atrás quedan aquellos primeros tiempos en los que íbamos a escucharle a la casa de cultura de Lasarte y se sorprendía cuando le preguntabas si era una cura de humildad porque Ismael ya entonces, con dos discos editados quizás tres, era ya un grande, pero me temo que fue él quien más tardó en darse cuenta. Nota aquí.


Paris Joel

De vuelta. -

Plegar las alas en el armario de los suspiros
tarareando el poso de la canción simple,
bálsamo de huesos cansados y alegres.


La quemazón del Sol Mediterráneo,
tatuaje infantil hidrosoluble
que a los tres días, cual campanada cenicienta,
retornará a su cotidiano jardín de calabazas.


Nota aquí.


Tute


domingo, mayo 13, 2018

Rozalén

“Soy muy intensa para todo”

La cantante empezó a cantar en el coro de su pueblo y acabará la semana actuando en solitario el jueves 17 de mayo en el Wizink Center madrileño


Conociéndola solo por la voz de lija fina y el rictus de diva irónica que muestra en sus vídeos, espera una encontrarse con una señora de aúpa, pero se topa con una chavala más bien menuda que concede la entrevista entre bolo y bolo antes de entrar al teatro con su novio. A un palmo, la autora e intérprete de canciones tan simples y densas como Girasoles, donde loa a la gente buena, o Justo, donde evoca a su tío abuelo desaparecido en la guerra, semeja a cualquier millenial,subtipo alternativa, de cualquier ciudad hoy día. Solo el deje entre manchego y murcianico de su pueblo, Letur, en la sierra del Segura, y sus ojos subrayados de negro delatan a la estrella a los muy fans de lo suyo. No parece creérselo demasiado. Nota aquí.


Javier & Kiko

Leiva & Benjamín


El Roto


sábado, mayo 12, 2018

Manuel Cuesta

Joaquín Calderón


María Guivernau

TORMENTA 

Truena el cielo,
cubierto de nubes negras,
como si fuera a partirse
en mil pedazos.
Destellos de relámpagos
lo iluminan.
Y el agua,
cayendo con fuerza,
con la rabia contenida
de quien ha permanecido
encerrado,
desbordándose.
La escucho,
tumbada en el colchón
y es inevitable
sentirse un poco ellas.
Un poco lluvia.
Un poco tormenta.


Andrés Suárez


Fito & Fitipaldis

Pedro Pastor


Claudio Caniggia

“La vida es como el fútbol, lanzarse a correr y ver qué pasa”
El Hijo del Viento y una charla existencial en el hotel más caro de la ciudad. Del miedo a fallar su memorable gol contra Brasil a un sinfín de reflexiones sobre la vida del futbolista, el Cani que conquistó millones de corazones pica al vacío y deja frases para el recuerdo.
Hay una cascada, una corona gigante dorada, una barra con las bebidas más caras del mundo, la humedad del mayo tardío y su voz como un susurro constante. El patio del hotel Faena está vacío de gente pero lleno de sillas y mesas, casi como si imaginar un trayecto en línea recta fuera un imposible que acabara con la tentación de encontrar un pasillo lo suficientemente largo para poner a correr a Claudio Paul Caniggia, el Hijo del Viento. Casi 28 (sí, 28) años después de Italia 90, él se para igual, tiene el mismo peso, sostiene el mismo cabello al que sólo le falta su clásica vincha y no parece, de ningún modo, un hombre de 51 años. El Cani sigue siendo el rock glamoroso, el vértigo trepidante y esa mueca de nostalgia ante el guacho tiempo y sus injusticias. Alcanza con mirarlo para sentir imparables ganas de verlo jugar un rato más. Nota aquí.


Fito Mansilla


Antonio de Pinto


Tute